Nuestra actividad

Proyectos de cooperación y sensibilización

En la actualidad trabajamos en cuatro países de África subsahariana: Guinea Conakry, Senegal, Camerún y la República Democrática del Congo (RDC). Nuestros proyectos de cooperación surgen del intercambio de información en distintos foros, encuentros, de las relaciones humanas, en suma, del contacto personal. Allá donde salta la chispa aplicamos el método de iniciar pequeñas acciones que nos acerquen unas personas a otras con el objetivo de buscar la máxima eficiencia en la puesta en marcha de nuestros proyectos de cooperación.

A modo de ejemplo, nuestra labor en el Territorio de Uvira, en el Kivu Sur de la RDC la abordamos después de llevar a cabo acciones humanitarias en esa zona devastada por la guerra que buscaba la paz y el regreso a la normalidad de la vida cotidiana. El éxito de esta acción humanitaria y la confianza depositada nos ha llevado a acometer iniciativas de mayor envergadura, en los ámbitos productivo, social, de formación y vinculado a los derechos humanos y a concretos derechos de la mujer (derecho a la herencia), en un contexto posbélico de apuesta por la paz definitiva e irreversible.

“Conocer lo desconocido” es el lema de la “Asociación Euskara La Exploradora” que fundó Manuel Iradier en el siglo XIX. La observación de la naturaleza era objetivo de sus viajes y carácter de nuestra Asociación en estrecho contacto con el Museo de Ciencias Naturales de Vitoria y la Universidad del País Vasco.

 

 

Por otra parte, en Vitoria-Gasteiz la AAMI trabaja acercando la realidad africana a la sociedad vasca en general, alavesa y gasteiztarra en particular, y creando conciencia sobre las desigualdades entre países ricos y empobrecidos, con el objetivo de promover valores de solidaridad, diversidad cultural, equidad de género y justicia social.

Una de las prioridades de la asociación es el fortalecimiento del tejido asociativo de las personas migrantes provenientes de África residentes en Vitoria-Gasteiz, con el fin de reforzar sus potencialidades individuales y colectivas, y contribuir a la construcción de una convivencia positiva, basada en valores compartidos de solidaridad, entendida ésta, como una oportunidad para establecer relaciones humanas, que nos permite reconocer las desigualdades y las necesidades, y también, las fortalezas y las capacidades; y en esa medida, intentar brindar una respuesta y apoyo. La solidaridad no es el punto de partida, sino, un producto de las relaciones establecidas con las poblaciones del continente africano.

Lo anterior, a través del fomento de espacios de construcción colectiva, la capacitación de dichos colectivos en el desarrollo y la gestión de proyectos de cooperación, aumentando así la eficacia de las intervenciones, su auto-gestión y su respectiva sostenibilidad.

En este sentido, en los últimos años hemos puesto en marcha una novedosa e innovadora línea de trabajo, basada en el conocimiento mutuo y reconocimiento de las personas africanas, organizadas en diversas asociaciones, en particular, comunidades de Guinea Conakry, a través de la Asociación Haaly Pular de Vitoria y Senegal, a través de la Asociación Mboolo Elkar de Vitoria, con quienes se ha construido de forma participativa y consorciada los actuales proyectos de cooperación en estos dos países africanos.

Así mismo, con el apoyo de nuestra base social, se participa en redes y diversos espacios y foros. Tales como la coordinadora de ONG’s, Grupo Pro-África (en donde participamos actualmente 20 ONG’s que trabajamos proyectos en África), Elkargunes de Cooperación, Igualdad, Convivencia del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz.